Exámenes de Citometría de flujo

Se imagina poder estudiar millones de células sanguíneas en unos pocos segundos ! Esto es posible hoy en día gracias a la Citometría de flujo y actualmente somos el único laboratorio privado en el país en realizar estos estudios tan complejos. El diagnóstico clínico ha experimentado profundas modificaciones debidas en gran medida a los avances logrados en el campo de la Biomedicina.

Tales avances científicos han contribuido al mejor conocimiento de la etiopatogenia y la fisiopatología de muchas enfermedades. En lo que respecta a las diferentes técnicas de estudios celulares la Citometría de Flujo (CF) ha adquirido una gran relevancia por el salto tecnológico que ha logrado en los últimos años tanto en el campo de la investigación básica como en el diagnóstico clínico; constituyéndose hoy en día una herramienta indispensable en un laboratorio clínico especializado.

Las características que resaltan de la CF son su objetividad, sensibilidad y rapidez que permiten, por medio de la utilización de anticuerpos monoclonales unidos a un fluorocromo, analizar de forma simultánea, diversas características de una célula; como su tamaño, complejidad interna y estado madurativo. De esta manera su uso en el diagnóstico clínico se basa en la utilización de anticuerpos dirigidos a antígenos celulares presentes tanto en la membrana celular como en el interior de las células.

Empleando diferentes combinaciones de anticuerpos monoclonales podemos identificar poblaciones celulares específicas, lo que ha permitido establecer un diagnóstico basado en el inmunofenotipo para la clasificación de leucemias, linfomas mielomas y una gran variedad de enfermedades de nuestras células sanguíneas . Así mismo, el empleo de esta tecnología ha demostrado por su sensibilidad, ser ideal en el seguimiento terapéutico de las hemopatías malignas; análisis conocido como enfermedad mínima residual (EMR).

Es importante recalcar que si bien es en el campo de la hematología donde se emplea mayormente la CF; también es relevante en el área de la inmunología para el estudio de inmunodeficiencias,recuento de células CD4 y CD8, trasplantes de médula ósea, células madre de cordón umbilical (recuento de CD34) y en la determinación del ciclo celular en tumores de origen no hematológico.

En la actualidad se siguen desarrollando nuevos citómetros que van incorporando nuevas tecnologías (lasers, sistemas acústicos, fluorescencia) así como la producción de nuevos anticuerpos y aportes en el diagnóstico de la biología molecular; que cada vez más van asegurando a esta tecnología un rol esencial en el diagnóstico de hemopatías malignas de un laboratorio especializado.

¿Por qué es importante el examen de lípidos?

Los lípidos, como el colesterol y los triglicéridos, son sustancias grasas que el cuerpo produce normalmente. Sin embargo, un alto nivel de éstos, puede contribuir a la aterosclerosis que es un angostamiento de las arterias, formando una placa de grasa dentro de ellas , lo cual conlleva a enfermedades del corazón o la enfermedad arterial periférica (menor flujo sanguíneo en las extremidades) e inclusive a un derrame cerebral.

¿Qué son el colesterol “malo” y el colesterol “bueno”?

El colesterol HDL y colesterol LDL son dos tipos de lipoproteínas, una combinación de grasas y proteína. Los lípidos necesitan unirse a las proteínas para poder ser transportados por la sangre.

El HDL y el LDL tienen funciones diferentes:

HDL significa lipoproteínas de alta densidad, a veces se le llama colesterol “bueno” porque transporta el colesterol de otras partes del organismo al hígado para que sea eliminado.

LDL significa lipoproteínas de baja densidad. También llamado colesterol “malo” porque un nivel alto de LDL lleva a una acumulación de colesterol en las arterias.

  • 1
  • 3
  • 4
Abrir chat